Nuestra villa

facebookdel.icio.usmenéameyahoo

Situado a orillas del río Sequillo, en la confluencia con el arroyo de Mijares, su construcción principal es la iglesia de Santa María.

Santa Maria

Cuentan las leyendas que un hombre llamado Mancio, uno de los 72 discípulos de Jesucristo, murió mártir en las cercanías de Évora, y que tras la invasión árabe su cuerpo fue peregrinando de un sitio a otro hasta llegar a Asturias. Permaneció allí hasta que en el año 1070 a un hombre llamado Gutierre Téllez de Meneses se le apareció San Mancio y le dijo: "Vete a Asturias y trae mi cuerpo a Castilla". Y así lo hizo, pero al llegar donde ahora está la iglesia del pueblo no le ejaron pasar con los restos del santo, así que edificó allí, junto con los monjes benedictinos de Sahagún un monasterio donde descansara para siempre. A su alrededor, se fue asentando un grupo de gentes que finalmente formó una "villa nueva".

Esta iglesia, con los posteriores arreglos del siglo XVI en estilo gótico y renacentista, que es la que quedó del desaparecido monasterio. En su interior podemos descubrir la interesante bóveda de crucería estrellada, la esbelta torre y la escultura en honor a San Mancio.

Como es lógico, es a él, a quien cada 21 de mayo dedican sus fiestas patronales, donde las verbenas, la doma de caballos y una gran paella, entre otras, amenizan por unos días las calles de este pueblo que dista unos 48 kms. de la capital. El 16 de agosto con las fiestas de San Roque, se citan las gentes más allegadas que urante el verano pasan aquí sus vacaciones. Los teatros, la parrillada, el toro mecánico o un día dedicado a dar un paseo en bici son sus actos principales.

La visita al pueblo puede terminar con un bonito paseo por el Canal de Castilla, y si nos entra hambre, dos opciones, comida campestre en unas parrillas que el Ayuntamiento ha habilitado a la entrada del mismo, o en el centro cultural de la calle Plaza (a unos 100 m. de la iglesia), donde seguro un buen chorizo y jamón de la tierra y una buena limonada calmarán nuestro apetito.

Diputación Provincial de Valladolid·Tel: +34 983 427 100·Fax: +34 983 267 919